miércoles, 19 de diciembre de 2012

¡Feliz Navidad!

Estoy teniendo problemas con el cargador del ordenador, así que, antes de que se quede completamente  descargado, quería desearos unas felices fiestas de Navidad y un mágico año nuevo, lleno de amor, paz, salud y prosperidad.

¡Un abrazo a todos y felices fiestas!

PD: dejamos las traducciones de Pepito para el año que viene...¡cómo suena esto!¡el año que viene!

Un poco de humor para el fin del trimestre

Doña Lala Gutiérrez, madre de Candela, me envía esta imagen para acabar el trimestre con un poco de humor.
Muchas gracias.

sábado, 15 de diciembre de 2012

Concierto de Navidad




Lo que se perdió el que no vino al concierto de Navidad de don Francisco. Digo de don Francisco porque él era el que dirigió la coral polifónica de San Dionisio Areopagita, que presentó la señorita Elena Aguilar, en presencia del rector del seminario, don Ignacio Gaztelu, que presidía la ceremonia.

El repertorio fue idóneo, pues eran canciones clásicas, bien conocidas por el auditorio, formado por profesores, alumnos , madres y padres del colegio, amigos del mismo, amantes de la música y más ciudadanos que iban llegando en la tarde noche del viernes 14, de forma que a las 20:30, hora a la que empezaba el concierto, la capilla estaba llena.

Me pareció un acierto la elección de "Canticorum iubilo" para el comienzo, una poderosa canción que interpretó de maravilla la coral, dirigida por don Francisco Marín. Hubo un par de canciones en que las trompeta y el órgano fueron protagonistas. La primera de ellas, "Trumpet voluntary", en la que parecía que estos dos instrumentos conversaban, fue una delicia: me hizo aterrizar en un cuento infantil, con un castillo y trompetistas anunciando la llegada de alguien importante a palacio: http://www.youtube.com/watch?v=8lTTWraugCI. Felicité al trompetista, que ha hecho la carrera de música y ha dado ya muchos conciertos, un chico muy amable, un enamorado de la ´música.

Hubo momentos del concierto que parecía que estaba una en otra época en Inglaterra, pues algunas canciones recordaban a la música inglesa de los siglos XVIII o XIX. Como si estuviera una dentro de un libro de Jane Austen.

No faltó el tradicional "Adeste Fideles" ni tampoco el villancico de Mendelssohn, que yo conozco por el nombre de "Hark the herald angels sing". También, "The first Nöel" ("La primera Navidad").

Hubo villancicos que cantaron de forma diferente a la que estamos acostumbrados últimamente en las zambombas y canciones con gusto a zarzuela que dieron un toque de folclore español al concierto de Navidad.

¡Cómo tocó don Fracisco el órgano en la canción "Iesus bleibet"!¡Y cómo cantó la coral!¿Y el Aleluya?
¡Fantástico! Y yo, que aunque esté en un concierto y no en misa, me tengo que levantar cuando escucho un Aleluya... además, que esta interpretación fue para levantarse...

También la canción alemana "El abeto", cuya versión cristiana se titula "Oh, luz de Dios". Es la canción que se canta en Bob esponja con el título de "El cangrejo crujiente" ("oh, crusty crab, oh, crusty crab, oh, how I love you, crusty crab"...os suena, ¿verdad?).

Concluyeron con un Gloria del siglo XVIII y nos regalaron tres piezas más, igual de exquisitas, tras pedirlas el público con palmas de bulería, al estilo de Jerez.

Si don Francisco tiene la amabilidad de pasarme el programa , lo publicaré aquí. Y el año que viene, que no falte nadie al concierto. Vayan apuntándolo en la agenda.Además de ser precioso, encamina el espíritu hacia los sentimientos que la  Navidad nos proporciona y la fecha es estupenda porque, al ser en pleno Adviento, acogemos con muchas ganas estas manifestaciones. Más adelante, ya no nos causarán tanta emoción las zambombas, el turrón y todo lo que acompaña a estas fechas.

No pueden perder la oportunidad de venir el año próximo al concierto. Eso sí, habrá que llegar tempranito, porque ya se empieza a correr la voz (éste ha sido el tercer año que se realiza en la capilla del colegio); regalos así no se ofrecen todos los días.

Muchas gracias a don Francisco y a su coral (y al trompetista).

Programación amablemente enviada por don Francisco:


REPERTORIO

Canticorum Iubilo
G. F. Haendel
Ven Oh Señor
W. Monk
En la noche de los tiempos
F. Mendelshonn
Trumpet Voluntary in D
John Stanley
La Primera Navidad               Popular de Inglaterra
Noche de Dios  
F. Gruber
Dime Niño 
Popular de Andalucía
Adeste Fideles 
J. Reading
         Oh Luz de Dios            
Popular de Alemania
Trumpet Voluntary  
J. Clarke
Zorongo 
F. Villa
Te meceré en la cuna 
Esteban de Cegoñal
Sol del Alba    
José de la Vega
Coral de la cantata 147
J. S. Bach
Zarandán  
L. Bedmar
Gloria in Excelsis Deo
Coral S. XVIII




jueves, 13 de diciembre de 2012

¡300!

¡¡¡300 seguidores!!!

Todos los seguidores han contribuido a que alcancemos esta cifra, pero el último responsable ha sido don Jesús, ese magnífico profesor de Ciencias Sociales, apasionado de la Historia del arte, buen compañero y amigo, a quien conozco hace la barbaridad de 24 años...Nos conocimos en un autobús, por cierto, en circunstancias extrañas...¿o no, don Jesús?

Muchas gracias a todos por seguir el blog y gracias también a don Jesús por la sorpresa de hoy.

Bueno, llegamos a los 300, ¿cómo lo celebramos?



martes, 11 de diciembre de 2012

¡Marina Lobo!

Estoy emocionada: tengo a una deportista de primera en el blog. Su nombre es Marina Lobo, y está en 1º ESO. Este año quedó la tercera en el maratón.
Esta niña de sonrisa eterna y preciosos ojos claros ha conseguido subir la tensión en el blog, puesto que ya son 299 seguidores...Sólo falta un seguidor para llegar a los 300...

¿Lo conseguiremos?

¡Gracias, Marina!

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Niña María 2012/13


Un día de la Niña María diferente para mí por muchos motivos:

Ayer por la tarde me dolía la cabeza como si un bailador de flamenco estuviera dentro de ella, taconeando de lado a lado, bailando en el interior en círculos. Así se lo describía yo a quien me acompañaba en ese momento.




Esta mañana había cesado el dolor, pero fue sustituido por otro sin manifestación física:  no he tenido tutoría de la que hacerme cargo. No he tenido niñas a las que decirles que estaban guapísimas ni niños a los que decirles que iban elegantísimos. No hube de comprobar si los alumnos habían traído las autorizaciones para salir del colegio, ni he escuchado mis propios tacones sonar mientras corría escalera arriba hacia la clase en la que me hubiera tocado estar.

En vez de esto, he ayudado con el uniforme a mi hija y le he plantado en el pelo un par de lazos blancos, como dos banderillas, que ha lucido todo el día. Día de gala. Todas las niñas de Primaria e Infantil llevaban los tradicionales lazos de un blanco inmaculado posados en sus cabezas, que siempre me han recordado a las palomitas de las tartas de merengue de las monjitas de Gracia.

Me ha faltado este año la mesa redonda de antiguas alumnas, que explicaran a los niños el hilo conductor que une el presente y el pasado de la Compañía de María: los velos, los guantes, los escudos de plata, las estrellas doradas y plateadas (a ver si las recuperamos...para ello apelo al AMPA y a la directora, que sé que ella las recuerda de cuando era una pequeña alumna del colegio que ahora dirige), las chascas, las solemnes entregas de notas, las religiosas, la madre Sánchez de Alba, favorita de doña María del Carmen Durán, la gruta, el salón de Actos, ...tantos sitios, personas e ideales que nos unen y que no he podido recordar este año con los niños de mi tutoría, la cual ahora comparto con la señorita Laura y la señorita Ada, a quienes les estoy muy agradecida por la suplencia, el trabajo, la entrega a los niños y el cariño con el que lo hacen.

No he compartido un ratito de charla (y de nervios) en la sala de profesores a primera hora de la mañana con mis compañeros; no he indicado a las niñas que han de acomodar un poquito el largo de las faldas a la solemnidad de la ocasión; no he transmitido a los niños ningún mensaje sobre sus manos, que han de estar fuera de los bolsillos; no he sido "reportera gráfica" del evento; no he acompañado a los niños en la fila, mirándolos fíjamente cada vez que abrían la boca en un amago de decir cualquier cosa al compañero; no he dicho a las niñas que no es de buena educación tocarse el pelo, ni morderse las uñas, ni cruzar las piernas en la iglesia...No he cantado las canciones del día, a pesar de lo cual, ha llovido mientras estábamos en la iglesia de Capuchinos.

Tampoco he leído las redacciones del concurso de la Niña María que los niños han realizado. Tenía muchas ganas de leer algunas, como la de Paula Ruiz de Arévalo, que escribe fenomenal o la de Blanca Valdés, y tantas otras redacciones como niños hay en 4º ESO, las cuales me habría gustado leer para conocer los sentimientos de los niños y la forma de expresarlos.

No era agradable desde el punto de vista del olfato, pasear hoy por la calle Paúl, pero la Niña María avanzaba ajena a ello, rodeada de nardos y de niños que se turnaban para cargarla y esperada por alumnos de  Infantil y Primaria que parecían los angelitos de la guarda de los más pequeños al partir hacia el colegio de la mano de éstos, cuidándolos y tranquilizándolos, porque para ellos era el primer día de la Niña María como alumnos, y más de uno había que, apabullado por la situación, La contemplaba con alguna lagrimita que rodaba hacia abajo, atraída por la fuerza de la gravedad...la "gravedad" de la ocasión.

Chema, antiguo alumno, tocó en la misa  el "Celestial Niña" con el violoncelo. Hubo muchos antiguos alumnos. Una pena que con la algarabía del reencuentro, no se guardara el silencio debido (siempre ocurre lo mismo), pero se agradece la asistencia y las cariñosas muestras de afecto a sus viejos profesores (que no " a sus profesores viejos").

Rostros conocidos de Jerez, muchísimos. Me he puesto al día de la actualidad de muchos de los antiguos alumnos. Es sorprendente pensar en las redes que extiende el colegio. Gracias a él conozco a tantas personas increíbles... unas más notables, otras menos, unos trabajadores, otros...menos, pero todos muy buenas personas. Santa Juana y la Niña María, detrás de todos nosotros y uniéndonos entre sí ("entre nos", sería lo lógico). Y esos padres que cada año saludamos el día de la Niña María...realmente emocionante.

Cuando llegamos al colegio, subí hasta el coro de la capilla y desde el mismo corazón de éste, fui testigo de la llegada de la Niña María, de cuya presencia avisó el Himno de España, nuestro país, que por tradición es cristiano, católico y apostólico.¡Cómo sonó el himno en el órgano de don Francisco!¡Y cómo sonaron las demás canciones! Una, "Canticorum iubilo", preparada por nuestro músico y otras, como "Celestial Niña", "Desde el fondo del mar" o "Madre", ensayadas por don Carlos Martínez y el coro estos días.

Otro motivo por el que el día de la Niña María fue diferente desde  mi perspectiva es que faltaba don Alberto. Desde que trabajo en el colegio, don Alberto no faltó nunca a su cita. ¿Alguien puede no imaginarlo, o no escucharlo, mandando a los niños ir de un lado a otro para equilibrar las filas en la procesión? Hoy no estaba allí y se notaba muchísimo, pero cuando entré en la sala de profesores, que estaba solitaria en aquel momento.. don Alberto me hizo un guiño, una señal: había una caja de polvorones sobre la mesa, unos polvorones en un día como hoy le saltan las lágrimas a cualquiera que conociera a don Alberto y supiera de su amor por la gastronomía y su dedicación desde principio de curso y hasta casi el final a la venta de dulces de Navidad para el viaje de fin de curso. Lo consideré como un saludo de don Alberto y sonreí en silencio.

Y, bueno, poco más. Los niños quisieron hacerse una fotografía conmigo, la cual reclamo desde aquí, porque me gustó mucho el detalle y los echo de menos. Ya he comentado con algunas personas que sólo he estado con ellos tres semanas a principio de curso, pero, a pesar del poco tiempo que hemos pasado junto, los añoro mucho. Me gustó también saludarlos el día del Maratón y me sentí orgullosa de las medallas que ganaron, los de mi tutoría y el resto de mis alumnos de 4º. Ese mismo día recibí en mi cuenta de correo como regalo una bonita foto que ya publicaré más adelante, la cual habían preparado entre mi tutoría y la señorita Laura. Me animó muchísimo.

Espero curarme pronto y estar allí disfrutando del día a día del colegio, en el que también está la Niña María presente, aunque quizás no de forma tan ostensible como hoy. En eso consiste la fe: en ver lo que no se puede ver. La procesión de hoy ha sido muy bonita, muy bien preparada, la capilla estaba preciosa y la Niña María , igual, pero  debemos tener presente no sólo ahora, sino durante todo el curso, que somos Compañía de María. Pensad sobre ello, sobre lo que ha de diferenciarnos de otros y actuad en consecuencia.

Gracias a todos por el día.

viernes, 16 de noviembre de 2012

La antigua alumna Marta Mateos Caballero se pone en contacto con nosotros


Hace unos meses Marta dejó un comentario en le blog. Tengo muy buen recuerdo de esta alumna. Le pedía que nos escribiera contándonos lo que estaba haciendo, y recibí la agradable sorpresa el otro día:

¡Hola!

Hace tiempo que tenía ganas de escribir una entrada para el blog pero no se me ocurría de que hablaros. Hoy me he sentido más inspirada así que allá vamos. Comenzaré presentándome.

Me llamo Marta Mateos, tengo 21 años y estudio el Grado de Educación Social en la Universidad de Huelva. Mucho os preguntaréis “¿Educación social? ¿Qué es eso?” Y por ello he decidido hablaros sobre mi carrera y describiros mi experiencia con el fin de que a alguno os sea de utilidad.

Como muchos de vosotros estuve en nuestro querido colegio toda la etapa de la educación obligatoria. Terminé la secundaria en 2008. Nunca fui muy buena estudiante (¡de hecho repetí cuarto de E.S.O!) pero con algo de dificultad conseguí terminar el bachillerato de ciencias sociales en el Cuco. Cuando realicé los exámenes de selectividad una duda me invadía. No sabía si estudiar trabajo social, una carrera que me encantaba puesto que he sido scout muchos años, o decantarme por estudiar algo relacionado con la comunicación. Entonces mi madre me dijo: “¿Y no te gustaría ser Educadora Social?”. Yo no tenía mucha idea de qué se trataba y decidí informarme. Descubrí que la principal función del Educador Social es ayudar a las personas (sea cual sea su procedencia, sexo, edad o clase) a adquirir las habilidades sociales necesarias para integrarse de manera adecuada en su entorno y ello, por supuesto, con buen humor, paciencia y alegría. Y me dije a mi misma: “Esta es mi vocación”.
Ahora mismo soy muy feliz. Estudio lo que me gusta, se me da bien y saco buenas notas porque me siento realmente motivada con lo que hago.

Os cuento esto porque muchas veces cuando estaba en secundaria todo me parecía muy complicado, suspendía muchas asignaturas y pensaba que nada tenía solución. Es verdad que hay que esforzarse siempre, porque si no se cierran muchas puertas, pero lo más importarte es fijarse metas, encontrar algo que te motive y que te haga feliz.

En este momento os escribo desde un pueblo del sur de Italia (un país que me encanta desde que don Jesús impartía la asignatura de cultura clásica) llamado Cosenza, donde me encuentro de Erasmus en mi 3º año de carrera. ¡Y parece que fue ayer que estaba sentada en los mismos pupitres que vosotros! ¿Quién me lo iba a decir?

Os deseo lo mejor, esforzaros mucho y aprovechad todos los buenos ratos que os quedan en nuestro maravilloso colegio.
Ciao Belli!

Pepito, a little merry mouse in Sherryland IX




Part IX

jueves, 15 de noviembre de 2012

Jueves, canción



Bueno, ésta no es una de las canciones que estéis acostumbrados  a escuchar, pero a mí me encanta. Austria aproximadamente en la mitad del siglo XX. En la película se intentó recrear el ambiente de la Segunda Guerra Mundial...La casa, el jardín, la naturaleza, los lagos, las montañas...¡Qué anhelo de pasado!

martes, 6 de noviembre de 2012

Teen takeover

Hola a todos:

Ahora que estaréis más tranquilitos después de la preevaluación (aunque no por mucho tiempo), quería preguntaros si estáis haciendo uso de la página "Teen takeover", el blog escrito por americanos de vuestra edad cuyo feed está en la columna derecha del blog.

La última noticia, el lanzamiento al mercado del cepillo de dientes de Justin Bieber, que "canta" canciones de este muchacho y así se alarga el cepillado el tiempo necesario para una adecuada limpieza:
http://www.yorkblog.com/teentakeover/2012/11/05/become-a-bieber-brusher/

Hay muchos artículos interesante, y se van publicando con frecuencia. Me gustaría que le echarais un vistazo de vez en cuando, como si fuera un periódico (querida  amiga Mª Victoria, tú enemistad con el inglés te exime,... pero mis alumnos, que lo visiten).

¿Habrá uno de los Beatles, Federico? Tú y yo nos lo compraríamos seguro y no veas el ritmo que tendríamos a las siete de la mañana antes de venir al colegio...

jueves, 1 de noviembre de 2012

¡Señorita Lola!


Me siento abrumada. La estupenda profesora que está dando las clases por mí es seguidora del blog...En tan poco tiempo y ya seguidora.

La señorita Lola nos está ayudando muchísimo; esta trabajando mucho para cumplir con su deber lo mejor que puede, y lo está haciendo muy bien. Ha tomado las riendas de la clase y ,a pesar de que le ha tocado entrar en plena época de exámenes, ha superado las dificultades con mucho esfuerzo y talento.

A partir de ahora, todo le va a resultar más fácil, estoy segura. Espero que sus estancia en el colegio sea muy agradable, que los alumnos se porten con ella tan bien como lo merece.

¡Muchas gracias, señorita!

¡297 seguidores!

miércoles, 31 de octubre de 2012

¡Don Javier Sin Par!

Nuevo seguidor del blog, y esta vez seminarista,...bueno,...diácono y casi a punto de ordenarse sacerdote. Estos señores para nosotros van a ser siempre "los seminaristas", pues como tales los conocimos.

Don Javier es el seminarista Sin Par (erre que erre con eso de los seminaristas), aquel que se comprometió a tocar las campanas del colegio el día de Santa Juana de Lestonnac, cuando el resto de sus compañeros imaginaba un sueño matutino feliz tras el largo viaje que iban a emprender a Portugal durante la visita del Santo Padre en 2010.

Ni corto ni perezoso ("ni perezoso", repito), se levantó tempranito y puso todo su empeño en dar la bienvenida al día de Santa Juana  por medio de las campanas, lo que le ganó el sobrenombre de "Sin Par" y mi agradecimiento eterno.

De nuevo le doy las gracias por hacerse seguidor del blog... ¿Se encuentra vd. actualmente en Roma, como don Sergio?

¡¡Un saludo y muchas gracias!!

¡Sólo faltan cuatro seguidores para los 300!

martes, 30 de octubre de 2012

¡Nerea del Valle!

Por lo que he podido leer, el nombre de Nerea procede del vasco, "Nere", que significa "la mía". AL no estar permitido en la época franquista registrar  alos niños con nombres vascos, lo asimilaron a Nereo, que existía en aquel entonces, registrándolo como la forma femenina de "Nereo".

San Nereo era un santo cristiano, uno de los primeros mártires del cristianismo. EL nombre procede del griego, idioma en que significa "mojado", ya que parece ser que en mitología era el dios de las olas. Fue el padre de las nereidas, cincuenta ninfas de los mares que nadaban por el mar Mediterráneo ayudando a los navegantes, montadas en delfines, caballitos de mar y otras criaturas marinas y formaban parte del séquito de Poseidón.

Las nereidas simbolizan todo lo que de hermoso y amable hay en el mar. Nuestra Nerea, lo mismo, pero no en el mar...aunque a partir de ahora me la voy a imaginar con corona de coral, nadando en los mares, como la sirenita.

¡Gracias, Nerea!

¡Quedan sólo cinco personas para llegar a los 300 seguidores!

lunes, 29 de octubre de 2012

¡Señorita Lourdes!

Una de las señoritas más marchosas del colegio me honra con su seguimiento del blog. Las profesoras puntúan doble, dado que hay más alumnos que profesores (afortunadamente para los alumnos); la señorita Lourdes, además, tan entregada a su trabajo, tan querida por los niños, ha de puntuar el triple, al menos.
¡Muchas gracias, señorita!
¡294 seguidores! Ya sólo quedan seis para los 300...Miedo me da...

¡Gonzalo Becerra!

Con Gonzalo, de 4º B, ya somos 294 en el blog. Me abruma tener a esta cantidad de músicos en el mismo... Como organicemos un día un concierto los seguidores del blog que tocan algún instrumento, no vamos a caber en el patio árabe...
¡Muchas gracias, Gonzalo!

viernes, 26 de octubre de 2012

Me "resonaron"

Me hicieron la resonancia magnética tan anhelada por mí. No es que estuviera deseando tumbarme en esa camilla y que nos introdujeran (a la camilla y a mí; hice buenas migas con la camilla) en ese tubo, estilo ataúd, en que tuve que permanecer una hora inmóvil, no. La razón de mi interés es que me gustaría volver a dar clase lo antes posible y para ello tienen que confirmar el diagnóstico con dos resonancias.

Las letras me sirvieron más que los números mientras me hallaba en aquel féretro tecnológico. No abrí los ojos para no advertir  lo cerca que la parte superior del tubo estaba  y evitar así la claustrofobia ("claustrum" en latín, encierro -de ahí viene claustro- y "fobia", miedo).

Me tumbé, cerré los ojos y sentí el impulso que la señorita dio a la camilla hasta encajarla  en el túnel aquel (encajarnos, porque a mí me puso unas almohadillas a los lados de la cabeza, para inmovilizarme, que parecía yo empaquetada para transporte).

Lo primero que hice una vez comencé a escuchar los estruendosos sonidos de la máquina, que duraron la hora entera, con intermitencias, fue rezar. Lo siguiente, entregarme a las letras, que ya digo que me dieron mejor resultado que los números. Primero, las rimas de Bécquer (vosotros las Leyendas y yo las rimas), fueron recitadas una por una (interiormente, claro, porque no debía mover ni un músculo) y después, el monólogo de Segismundo. Fueron estos versos suficientes para aliviar la angustia de sentirme encerrada. Los repasaba mentalmente muy despacio, fijándome en las palabras y en el mensaje. Las palabras y las oraciones que repasaba en los poemas, me conducían a momentos de mi vida, me sacaban de allí, de ese cofre ruidoso. A partir de ellas, imaginaba situaciones, recordaba a personas, anécdotas... La primera que recité fue ésta:

Como se arranca el hierro de una herida
Su amor de las entrañas me arranqué
Aunque sentí al hacerlo que la vida
Me arrancaba con él.

Del altar que le alcé en el alma mía
La voluntad su imagen arrojó
Y la luz de la fe que en ella ardía
Ante el ara desierta se apagó.

Aún para combatir mi firme empeño
viene a mi mente su visión tenaz.
¡¿Cuándo podré dormir con ese sueño
En que acaba el soñar?!

Mientras recitaba el primero de los versos imaginaba una herida causada por una bala y unas pinzas separando el metal de la piel de un soldado que casi veía, con un uniforme azul (podría haber sido de otro color, pero me lo imaginaba azul; hasta los botones de la casaca podía percibir en mi imaginación). Entonces recordé guerras que se han librado, y las causas y consecuencias de estos conflictos. Recordaba a una de  mis profesora de Historia y a mis compañeras de clase; una anécdota de cuando me explicaron la Segunda Guerra Mundial; pensé en Garibaldi...Con este primer verso vencí muchos minutos de resonancia.

Seguí pensando. Sentí el dolor parecido a la mutilación que padeció el autor cuando voluntariamente tuvo que olvidar a su amada y vi a la voluntad personificada, con genio tirar la imagen que había en su altar, que en mi visión era similar al de la capilla de nuestro colegio...la mente es así, ata realidades que quedarían si no distantes una de otra. Y vi apagarse la vela en nuestra capilla y recordé la narración de Beatriz Muñoz; luego, una lucha encarnizada entre el firme empeño de olvidar a alguien y la visión de esa persona... El deseo de la muerte, que me hizo recordar a don Alberto, y también a la señorita Elena y su familia, que están pasando malos momentos. Recé de nuevo.

La siguiente rima (ya habían pasado unos cuantos minutos) fue ésta:

Yo me he asomado a las profundas simas
de la tierra y del cielo
Y les he visto el fin o con los ojos
 o con el pensamiento

Mas ¡Ay! de un corazón llegué al abismo
Y me incliné por verlo
Y mi alma y mis ojos se turbaron
¡Tan hondo era, y tan negro...!

Aquí sentí vértigo. Me acordé del salto al vacío del danés desde el espacio. Y miraba mis pies en el borde de un precipicio oscuro...

Esto fue lo siguiente.

En la clave del arco mal seguro
Cuyas piedras el tiempo enrojeció
Obra del cincel rudo campeaba
El gótico blasón...

Etcétera, etcétera...Así durante una hora. Me concedieron dos "recreos", pues me sacaron del túnel para amortajarme, ya que  eso parecía que hacían conmigo, que estaba tan quieta y tumbada: me colocaron unas antenas (así las llamaba la enfermera, muy agradable) blandas en las orejas (yo, preciosa) y otra vez me metieron en el horno para que me cociera un poco más. Debieron verme un poco cruda.
Otra vez, doce minutos más tarde, me sacaron de mi encierro para inyectarme una sustancia que provocaba un contraste, necesario para la interpretación correcta de la prueba. Y adentro de nuevo...

Entre verso y verso, escuchaba los sonidos de la máquina, que interpretaba yo como verbales, aunque no lo eran. Yo percibía: "papi, papi, papi, papi..." ; el siguiente mensaje que percibía era contradictorio: "papi no, papi no, papi no..."; después "no tires, no tires, no tires..." (yo pensaba en el cablecito del timbre, que tenía en la mano, pero no iba a tirar de él); más adelante me pareció que la máquina me insultaba con un sonido semejante a "ztúpida, ztúpida, ztúpida..." Y ya dejé de prestarle atención, porque para recibir insultos no estaba una, y menos si eran insultos dichos  con el acento de la serpiente Kaa.

La enfermera me dijo que sólo quedaban siete minutos y decidí hacer un experimento: pasarme a los números. Pensé en cómo de rápidamente percibiría el paso del tiempo si contaba los segundos comprendidos en esos siete minutos finales. Me cansé al segundo diez ("segundo" entendido en la expresión como nombre, no como determinante ordinal), y pensé en lo aburrido que es el sistema decimal, pues,¿qué me quedaría ya en adelante si seguía? : el veinte, el treinta, cuarenta...hasta el sesenta y nuevamente el uno...y en otra parte de mi mente, mantendría guardado el minuto que llevaría contado (bueno, descontado), para sumarle otro minuto, y así hasta siete. Pensé en la señorita Ada. Ella seguro que no se aburriría haciendo operaciones de cálculo mental, logaritmos, etc. Pero yo soy de letras.

Esto, que no necesitaba ratificación, lo constaté antes de ayer durante la resonancia: soy de letras. Las letras me aportan más que los números (en situaciones de este tipo al menos); abren las puertas a mundos infinitos, en los que una se puede fijar en todo tipo de objetos y personas, rostros, facciones, desde cosas muy grandes y notorias (concretas abstractas, da igual) hasta detalles mínimos. La combinación de los fonemas da lugar a palabras con significado (unas, significado gramatical y otras, léxico, que es el significado divertido y entretenido en las resonancias magnéticas). Sin embargo, la combinación de números da lugar a otros números, sólo a eso. Aunque es cierto que también los números son símbolos que representan realidades, pero ¿qué queréis que os diga? Puestos a elegir, prefiero las letras.

¿Y qué me decís de la importancia de la vida interior, del pensamiento unido al lenguaje? Esto duró una hora, una hora en la que las palabras me acercaban realidades lejanas para  mí en ese momento y me aliviaban la carga, pequeñísima carga, si se compara con otras peores. Sólo fue una hora. Pero  sigo viviendo conmigo, y, a pesar de que "yo" y "yo" no estamos tan solas en ese tubo acústico en la vida diaria, a veces sí que una se encuentra con una misma en la soledad. Hay momentos en la vida que son de interiorización, de soledad o de incapacidad para hacer cosas (sea por lo que sea). La vida interior, la lectura de la que se pueda extraer provecho, la vida espiritual y el pensamiento son buenos acompañantes en esos momentos. Nuestro tiempo aquí es finito. Hay que aprovecharlo bien. Momentos de reflexión como el de la resonancia ayudan a comprender esto y a emprender un programa de aprovechamiento del tiempo...Tampoco es plan de sentirse angustiada, pero sí de organizarse bien.

¡Lo que da de sí una resonancia! ¡Parece que me he ido de ejercicios espirituales!

Bueno, a partir de hoy, os dejo en buenas manos. Siempre lo habéis estado; me refiero a que la profesora sustituta llega hoy al colegio. Que os vaya bien. Iré escribiendo cositas de vez en cuando en el blog.¡Portaos bien y suerte con los exámenes!

Pepito, a little merry mouse in Sherryland VI

Part VI

jueves, 25 de octubre de 2012

Me ha pasado algo


Ya os contaré cuando vuelva lo que me ha pasado en un acto comunicativo con una persona desconocida para mí, la señorita que me ha atendido en la clínica. De momento , os paso el cuento de Jorge Bucay al que me ha recordado este acontecimiento. ¡Recordadme vosotros que os tengo que contar lo que realmente ocurrió, por favor!



"Había una vez, un gurú que vivía con sus seguidores de ashram en la India.
Una vez por día, al caer el sol, el gurú se reunía con sus discípulos y predicaba.
Un día, apareció en el ashram un hermoso gato que seguía al gurú por dondequiera que él fuera.
Resultó que cada vez que el gurú predicaba, el gato se paseaba permanentemente por entre los discípulos, distrayendo su atención de la charla del maestro.
Por eso, un día, el maestro tomó la decisión de que cinco minutos antes de empezar cada charla, ataran al gato para que no interrumpiera.
Pasó el tiempo, hasta que un día el gurú murió.
El discípulo más viejo se transformó en el nuevo guía espiritual del ashram.
Cinco minutos antes de su primera prédica, mandó a atar al gato.
Sus ayudantes tardaron veinte minutos en encontrar al gato, para poder atarlo...
Pasó el tiempo, hasta que un día murió el gato.
El nuevo gurú mandó que consiguieran otro gato para poder atarlo.



Lo que sucede es que, como siempre, de una pauta realmente útil en ciertas circunstancias, se ha hecho una generalización absurda..."

Jueves, día de canción

Quería compartir con vosotros esta canción que escucho a menudo en la tele, porque aparece en un anuncio.



Come together

Here come old flat top
He come groovin' up slowly
He got joo joo eyeballs
He one holy rollers
He got hair down to his knee
Got to be a joker
He just do what he please

He wear no shoeshine
He got toe jam football
He got monkey finger
He shoot Coca Cola
He say I know you, you know me
One thing I can tell you is
You got to be free
Come together, right now
Over me

He bad production
He got walrus gumboot
He got Ono sideboard
He one spinal cracker
He got feet down below his knees
Hold you in his armchair
You can feel his disease
Come together, right now
Over me

He roller coaster
He got early warning
He got muddy water
He one Mojo filter
He say one and one and one is three
Got to be good looking
Cause he's so hard to see
Come together right now
Over me

Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah
Come together, yeah

¡Fátima Chazeta!

Es seguidora del blog  desde ayer la única niña que , a pesar de presentar una  falta de ortografía en su apellido, no va  a tener que hacer un soneto, porque su apellido...¡se escribe así!
¡Muchas gracias, Fátima! Esto va viento en popa (y a toda vela).
¡Ocho personas!
¡Muchas gracias, Fátima!

Hay palabras que duelen; unas más que otras.


¡Qué suerte, comunicarse sin trabas!
 ¿Por qué "qué suerte"?

No nos damos cuenta, pero al cabo del día, realizamos cientos de actos de comunicación.

Comunicamos con los gestos; comunicamos con la ropa; comunicamos con la distancia a la que nos situamos del interlocutor...

La comunicación no verbal es importante, aquella para la que no se emplean palabras. Si vamos a un entierro, no llevaremos una camisa llamativa de flores que nos señale, sino un atuendo que manifieste nuestro pesar y respeto hacia el difunto y la familia; si hablamos con nuestro interlocutor de lejos, quizás le estemos transmitiendo nuestro deseo de concluir la comunicación, puesto que es incómodo y poco recomendable gritar para entenderse;...si levanto la ceja y miro fijamente a un alumno de la clase que se está riendo, le estoy indicando que se calle...Este mensaje lo interpretan los niños enseguida y perfectamente. Lo pude notar el día del envío de catequistas. Había unos cuantos de tercero charlando en la capilla (ya los cogeré el año que viene, si Dios quiere, cuando estén en 4º, y les daré para el pelo) y nada más mirarlos, supieron que tenían que callar. Mirada asesina que la llaman.


Para esto no necesito las palabras. Es comunicación no verbal (verbum,-i en latín significa palabra). Ahora bien, ¿qué puedo transmitir mediante la comunicación verbal, mediante las palabras?...Todo esto que os escribo hoy, por ejemplo. Ahora estoy valiéndome de mi capacidad para comunicarme verbalmente, del lenguaje, para escribir este artículo, ya que hablar no puedo. ¿Sigue siendo comunicación verbal? Sí, puesto que están implicadas las palabras, sólo que escritas. Para ello hay un canal estupendo, como me decía la madre de Delfina, encantadora (madre e hija): "para estas cosas internet es genial".

Estamos en que yo me puedo comunicar por escrito verbalmente. Podría también hacer un dibujo para comunicarme, pero entonces no me entenderíais, porque no es un código que yo esté acostumbrada a usar, ni Dios me ha dado talento para ello, ni yo he ejercitado esta habilidad del ser humano. La señorita Mariola, por ejemplo, además de expresarse verbalmente de forma impecable, también se comunica por medio de la pintura...y Noelia López expresa emociones, sentimientos, mediante la danza. Son formas de comunicación no verbal; y María Romero e Isabel Gil saben expresarse de forma maravillosa con su voz (estoy deseando escucharlas cantar).

Yo no sirvo ni para dibujar ni para bailar  ni cantar. Lo mío es la comunicación verbal (por la logorrea que tengo, lo digo, no por la calidad o corrección de mis mensajes). Quizás, como no tengo talento para otra cosa, me regocijo expresándome por medio de las palabras. Casi todo el mundo usa esta forma de expresión. ¿Por qué casi todo el mundo y no todo el mundo? Pues porque hay personas que no pueden hablar o no pueden hablar bien. ¿Quiénes? Personas que han tenido un problema en algún punto del aparato de la fonación, sea, por ejemplo, un labio leporino, un paladar hendido, una lesión en algún órgano debido a un traumatismo, un golpe o un accidente vascular, por ejemplo. Hay personas que debido a un accidente automovilístico, por ejemplo, se seccionan la lengua ; imposible articular los sonidos lingüísticos con normalidad; otras que sufren trombosis y quedan con una parálisis; a algunas personas les faltan dientes, y no pueden hablar bien; cuando nos acatarramos, impedimos la salida de aire por culpa de la mucosidad. La lesión puede estar en los órganos articulatorios (labios, paladar, dientes, lengua). Éstos reciben las órdenes del cerebro, que puede sufrir también alguna lesión, de forma que sea incapaz de enviar el mensaje al aparato locomotor..; si hay un problema pulmonar o bronquial, o en el diafragma o en la tráquea o laringe, el aire puede no llegar bien a la boca, o no llega con la vibración necesaria,...Estudiaremos esto más adelante. De momento, lo que quiero es que penséis la cantidad de elementos de que depende nuestra comunicación y deis gracias a Dios por poder hablar (¡y escuchar!)

En mi caso, el problema no es cerebral (estoy un poco como una cabra, pero esto es otra cosa); tampoco es pulmonar, ni de tráquea ni de faringe o laringe (a veces tenemos faringitis o laringitis, como la señorita Mercedes hace relativamente poco tiempo, y nos quedamos roncos y cuesta trabajo comunicarse oralmente; y los profesores a veces desarrollan nódulos-de esto la señorita Mariola sabe mucho-, por lo que agradecemos mucho el silencio del alumnado). Mi problema es articulatorio. Pero ni la lengua, ni los dientes, ni los labios, ni la mucosa de la boca (una llaga  a veces dificulta la pronunciación, puesto que duele y al articular, roza la lengua o el interior de la mejilla, etc.),...Nada de eso. Todos los años explico cómo interviene cada parte del cuerpo en la fonación, en la producción de los sonidos lingüístico, esto es , en el habla. Y menciono los labios, los dientes, la lengua, el paladar, la tráquea, la laringe, las cuerdas vocales, la faringe, los pulmones y el diafragma. Peor hasta ahora nunca había mencionado las mandíbulas. Mi problema de salud me va a servir para incluir éste como órgano importantísimo en el habla.

En la articulación de la mandíbula superior y la inferior, esto es, en el punto donde se unen, hay un disco que las separa. Cuando alguien padece de bruxismo, como yo, puede llegar a apretar tanto las mandíbulas una contra la otra que hace que ese disco se desplace, que cambie de posición. Esto implica  el estiramiento del músculo y de otros músculos de la cara que van unidos a él, lo cual trae aparejado normalmente, fuertes dolores de cabeza , de oído, de mandíbula, e incluso de dientes. Otra consecuencia es la dificultad para hablar (y comer), puesto que al abrir y cerrar la boca, que es algo que debemos hacer para pronunciar los distintos sonidos lingüísticos (unos requieren de mayor o menor apertura de la boca), la mandíbula inferior se mueve hacia detrás o delante, según el sonido que articulamos.

Cuando me explicaban en el colegio  que la "i" era una vocal anterior y la "o" era posterior, no lo veía nada claro. Cuando decía en voz alta "eo" o "iu" notaba ese desplazamiento de la boca hacia detrás para pronunciar la segunda parte de estas secuencias. Es algo que hacemos sin darnos cuenta...Pero cuando duele hacer eso...¡Ay, cuando duele! Se piensa una mucho las palabras que usar (unas duelen más que otras...dicen que las palabras a veces duelen, pero no imaginé nunca un dolor físico).


¿Y tanta falta nos hace la comunicación? ¿Por qué?

En este tema veréis las funciones de la comunicación (expresiva, representativa, metalingüística, poética y fática). Yo ahora repaso las funciones de las que me veo privada por no tener la posibilidad de comunicarme oralmente como lo he hecho hasta ahora.
Pues mirad, la comunicación tiene muchas funciones. La comunicación verbal nos sirve para:

1. Agradecer (simplemente dar las gracias- pronunciar la palabra "gracias" no me duele mucho, pero si me alargo, sí, porque uso otras palabras que provocan la retracción de la mandíbula inferior, lo cual no me conviene).
2. Pedir (por ejemplo, que se cierre la ventana, o una firma, un favor...).
3. Protestar (sí, una es un poco refunfuñona ¿qué le vamos a hacer?)
4. Pedir permiso (fundamental, si tienes un mínimo de educación).
5. Explicar algo (a vosotros, por ejemplo, o dar una dirección por la calle o explicar lo que me pasa, mi problema de salud, como estoy haciendo ahora...si esto lo tuviera que explicar oralmente, me ocstaría más trabajo...).
6. Cotillear (¡cómo duele no poder hacerlo!...y hacerlo duele más).
7. Mostrar cariño (decir  a alguien que se le quiere; esto es importante de verdad).
8. Mantener una conversación por educación (cuando nos cruzamos con un vecino...hay que hablar del tiempo, claro).
9. Bromear (el sentido del humor es fantástico para la vida diaria; nos da vida, la risa, una terapia ¿qué haríamos sin estos momentos).
10. Desahogarnos (contar nuestras penas, nuestras inquietudes, ansiedades...seguro que tenéis uno o más confidentes, si no...buscadlos ya).
11. Debatir (tenemos que buscar la verdad, y argumentar nos sirve para razonar)
12. Cantar (expresamos nuestra alegría o tristeza y a la vez, contribuye a animarnos y animar a los demás).
13. Saludar (cuando saludamos, expresamos nuestros deseos de que la persona con quien nos encontramos pase un buen día, tarde, noche...; es un  gesto cargado de atención y amor al prójimo).
14. Preguntar (el precio de algo, lo que entra en un examen; interesarse por la salud de alguien...)
15. Pedir perdón (a menudo nos equivocamos; no somos perfectos; es un acto de atención a los demás y de contrición el pedir perdón).
16. Rezar (en la iglesia se reza en voz alta, y también me duele cuando rezo).

Y muchas cosas más. Éstas son las que se me han ocurrido ¿podéis pensar en algunas funciones más de la comunicación?

Imaginaos si tuvierais problemas a la hora de comunicar cualquiera de estas cosas. No los tenéis. Pues aprovechad, hablad (en clase unos con otros no; he usado el verbo hablar, no cacarear), cantad y reíd.

En este artículo he explicado las funciones del lenguaje y una parte de la fonación, que son contenidos del tema 2. Seguiré insistiendo en ello. Mientras tanto, seguid mi consejo y disfrutad de la vida (estudiando también se disfruta; más que sin estudiar, aunque no lo creáis; estamos aquí para multiplicar los talentos y poner a nuestras personas al servicio de los demás; esto nos hace feliz; el intercambio comunicativo nos enriquece, si se hace como se debe...sed conscientes de la facultad del lenguaje y de la comunicación, estad contentos con ella y sacad buen partido de ella; enriqueceos y enriqueced a los demás...que el mundo mejore así).

Por último: ¿qué falta de ortografía encontráis aquí?

miércoles, 24 de octubre de 2012

¡Jerónimo!

Jerónimo Muñoz ha querido dividir sus afectos entre el Atlético de Madrid y mi blog. No voy a decir la proporción de afecto que toca a cada uno, porque lo que nos interesa es que ya es seguidor del blog.

No sé si habéis escuchado en alguna película aquello de "¡Gerónimo!". Es una exclamación que se usa para darse alguien fuerzas a sí mismo en una situación determinada de peligro, competición, etc. La expresión procede del nombre propio del indio Gerónimo, jefe de los apaches de Norteamérica (siglo XIX, precisamente el siglo que estamos estudiando en literatura) , conocido por su valentía y ataques contra los blancos, que habían asesinado a su familia (madre, tres hijos y esposa).

Pues ya sólo faltan 9 personas. Nos acercamos cada vez más a la meta. Id pensando cómo celebrarlo cuando lleguemos a los 300...
¡Gracias, Jerónimo!

Por cierto, el nombre deriva del latín Ieronimus y éste lo hace del griego "iero" (santo), "onomas" (nombre). Su nombre , por tanto , significa "santo nombre".

Soneto de Belén


Soneto de Belén... Parece que estamos en Navidad.

Belén Flores podía llamarse mejor Belén Hojas Secas, pues ha escrito un soneto muy otoñal:

Y por Septiembre que por septiembre era, 11 A
Donde los pajaritos siempre pían 11 B
Y muy alegres todos se veían 11 B
Cayendo hojas a mi vera 11 A


¿Donde fue mi querida primavera? 11 A
Que tristes pensamientos me venían 11 B
Muy pronto todas las hojas caerían 11 B
Hasta el retorno de mi compañera 11 A


El otoño se comenzaba a notar 11 C
Paseaba mientras las hojas caían 11 D
Ya sentía las largas horas pasar 11 C


Mientras todos en sus casas dormían 11 D
Caminando por el río me encontraba 11 E
Cuando una bella flor aún resistía 11 D

martes, 23 de octubre de 2012

¡Isidro Mateos!

¡El alumno de mi tutoría al que le gustan los toros sigue mi blog!¡Qué alegría, saber que estoy al mismo nivel de las corridas de toros!
Isidro eleva la cifra de seguidores a 290, número redondo Esto significa que sólamente quedan diez personas para llegar a nuestro objetivo del curso, los 300 seguidores.
¡Venga, venga! ¿Quién falta?
Un saludo, Isidro, y muchas gracias.
Espero estar pronto con vosotros.

¡Javier Álvarez!

El capitán de 4º ESO B, Javier Álvarez, delegado de la clase, es el último seguidor del blog.
Al final lo vamos a conseguir, llegaremos a los 300...¡Ya sólo faltan once personas!
Muchas gracias, Javier.
Un abrazo.
¡Vamos!
¡Y suerte a todos en los exámenes!

Envío de catequistas


El pasado martes 16 de Octubre asistimos al envío de catequistas en la capilla. Los catequistas son profesores, padres de alumnos, antiguos alumnos y padres de antiguos alumnos, que de manera generosa y con fines cristianos ponen su tiempo y persona a disposición de los alumnos y del colegio.

Para celebrar el inicio de las catequesis de preparación para la primera Comunión, la Confirmación y grupos de poscomunión  el capellán del colegio, don Francisco Párraga, ofició una eucaristía, que fue preparada por el equipo de pastoral.

Los catequistas implicados en la formación espiritual de nuestros niños son los profesores don Francisco Marín, don Jesús Isla, don Carlos Martínez, señorita Teresa Pérez, señorita Laura González. Ha de confirmarse la disponibilidad  de doña Teresa Núñez, madre de antigua alumna.
A ellos se suman los catequistas que preparan para la Primera Comunión los cuales son:


Dª Ana Muñoz (madre de alumnos);


Dª Blanca Lassaletta (madre de alumno);


Dª Gloria Ojedo (madre de la señorita  Carolina Rodríguez, antigua alumna también y profesora del colegio) ;


Dª Mª Jesús Pérez (madre de antiguos alumnos);


Dª Lourdes Sáinz (madre de  antigua alumna);


Dª Mite Gómez ( madre de antiguos alumnos);


Dª Dori Valverde (madre de alumnos );


Dª Montserrat Campos (antigua alumna );


Dª Reyes Millán (madre de  alumnos);


Dª Carmen Jaime Duarte (madre de  alumnos);


Dª Eva Martín (antigua alumna );


Dª Inmaculada Guerrero ( madre de alumnas);


D. Francisco Párraga (capellán y profesor del colegio);


Señorita Carolina Castrillón (coordinadora de las Primeras comuniones).

Ropero

Otra palabra que está en vías de extinción es "ropero". Tiene sabor a antiguo... Hace unos años escuché   desde mi habitación a un señor que paseaba de noche por la calle con alguna copita de más. La ebriedad  le hacía hablar con un tono de voz más alto de lo común, de forma que pude oír que espetó lo siguiente: "¡ése ha salido del ropero!".

Esta afirmación así expresada me causó mucha risa, por no haber usado el hombre la expresión a la que estamos acostumbrados: "salir del armario".

Antes de los años 60 o 70, la palabra "ropero" era la habitual para referirse al armario donde se guardaba la ropa. Después fue sustituida por "armario". El reemplazo me parece de lo más absurdo, puesto que "armario" significa literalmente "lugar para guardar armas" y  el sustantivo "ropero" indica su utilidad: contener ropa.

El armario de la cocina, el armario de la entrada, el armario del dormitorio, pero...el ropero...está en tu ropero; está en mi ropero; está en el ropero de Luis,.. Mucho más económico desde el punto de vista verbal, y más preciso.

La palabra "ropero" por otra parte (y ahora me refiero a su etimología), igual que el sustantivo "ropa", está emparentada léxicamente con el verbo "robar". Increíble, ¿no? 

La palabra "ropa", de origen germánico, es común a las principales lenguas romances. "Raubôn" significa en romance "saquear", "arrebatar", "robar con violencia". La raíz tuvo primero este significado de "despojos, botín" y después, de "mercancía" y "ropa".

La palabra "armario" también es antigua, pues ya los antiguos romanos contaban con el sustantivo "armarium" en latín, un sitio para alojar armas.

A ver quién es el valiente que se atreve a decir en su casa la palabra "ropero" en vez de "armario". ¿Cuáles serán la reacciones de los familiares?

lunes, 22 de octubre de 2012

Soneto de Candela


Candela, fiel a la realidad, escribió un soneto sobre el soneto que tenía que escribir. Un lío, ¿no? Pues os lo dejo para que lo disfrutéis.


Leyendo el Blog de Diana muy contenta
se motivó al ver la entrada al completo
hablaba del relato nada incompleto
de la ida de su perro no sangrienta

Al final de la entrada se dio cuenta
que tendría que escribir un soneto
con su rima, su métrica,¡ completo!
al descuidar la ortografía ¡Qué tormenta!

Ni en Jerez ni en Sevilla ni en Alájar
su mente le trasmite un buen soneto
trás la estancia lo intenta en el viajar

Siendo tan duro el intento, prometo
las normas ortográficas va a atajar
para no escribir mas otro soneto.