domingo, 27 de abril de 2014

Primeras Comuniones

Los niños de 4º EP hicieron la Primera Comunión en la capilla del colegio los días 26 y 27 de Abril, acompañados de sus familiares, catequistas, profesores y de la directora del colegio, frente a la imagen de la Niña María.

El capellán ofició la Eucaristía y dio la primera comunión a estos niños, que iban todos guapísimos y se portaron estupendamente.

Felicito a niños, padres y demás familiares y agradezco a todas las personas que colaboraron en la organización (catequistas, señorita Carolina, del departamento de pastoral, profesores de 4º y directora, señorita Elena, don Carlos y el coro y capellán) su colaboración y presencia en la Comunión de los niños. Fueron varios turnos y estuvieron en el colegio desde las nueve de la mañana hasta las dos de la tarde del sábado y del domingo, renunciando a otros planes encaminados a  un fin de semana relajado.

Comentamos lo bien organizada que estuvo la misa y lo bonita que estaba la capilla, engalanada con flores blancas. El patio árabe lucía con la hiedra del día del siglo XIX, gracias a don Carlos Martínez, así que las otos habrán salido preciosas.

Espero que todos tuvieran un día muy feliz y, que, como dijo el capellán, que esta  comunión sea la primera de una larga serie de comuniones.

viernes, 25 de abril de 2014

Cuentos en inglés






Los niños de 4º ESO han contribuido también en la asignatura de inglés a la celebración de la Semana del Libro mediante la actividad denominada "Cuentos en inglés".

En clase de inglés ordenaron diferentes escenas del libro que escogieron y ampliaron el guión, consultando con el diccionario y con sus profesoras, que corregimos lo escrito y también la pronunciación y entonación de los niños y los asesoramos en la puesta en escena.

Prepararon los disfraces, ensayaron los
cuentos y finalmente los escenificaron delante de los alumnos de los dos primeros ciclos de Primaria.

Los cuentos fueron los siguientes:

Goldilocks and the three bears (Ricitos de oro y los tres osos).
Cinderella (Cenicienta).
The tortoise and the hare (La liebre
y la tortuga).
Three little pigs (Los tres cerditos).
The elves and the shoemaker (Los duendes y el zapatero).
Martina the cockroach (La cucaracha Martina).
The Ugly Duckling (El patito feo).





Pagaría el precio de una entrada por volver a ver la representación de Jose Ruiz & Co., especialmente la escena en que Jose Ruiz, vestido de ratón, se
casa con Jose Ignacio Goma, disfrazado de cucaracha, haciendo de sacerdote Luis Alberto, con sotana y misal. Hay que aplaudir la actuación de estos niños que se
desinhibieron para perfectamente llevar a cabo la escenificación. La rana (Fran, con cartulina verde para manos y pies), saltaba; el gato (Ignacio, -"a cat, a BIG cat...a lion!"- decían los compañeros
para sí), gateó; el perro también gateó, aunque era perro y ladró también a la cucaracha, que a todos rechazaba...hasta que llegó el ratón, que más que hacer el ruido de un ratón, ululaba o realizaba el ruido que hacen algunos pájaros exóticos para cortejar a las hembras...muy bello. Bello como el abrazo con el que sellaron su unión Jose Ruiz y Jose Goma.

El cuento de Cenicienta resultó muy mágico, con cambio de trajes, caballo (más bien pony, bastante
vencido bajo el peso de Cenicienta y el lacayo), calabaza (aunque algo maltratada en los ensayos), ratón de grandes orejas; príncipe con capa; baile; escoba , zapato perdido y encontrado, madrasta, hermanastras; y hasta canción..(bibidi babidi bu)...Estos niños os hicieron creer en la magia..."Do you believe in magic?..." Los niños pequeños decía que sí. Y Cenicienta le barrió la clase a la señorita Maribel, luego cumplimos doblemente.

En el desarrollo del cuento del patito feo descubrimos lo incómodos que son los picos, especialmente los de cartulina que se meten en los ojos al subirse el elástico que lo sostiene pegado a la boca y nariz. A Beatriz le golpeó sus enormes ojos claros varias veces el filo del pico, así que de vez en cuando le lloraban los ojos, pero al igual que el resto de las aves, aguantó el pico hasta el final, como yo aguanto mis tacones hasta que me voy a mi casa. Para ser pato hay que sufrir. Tampoco eran muy cómodas las aletas de buzo que Cristina, el patito feo, llevaba y con las que subió las escaleras (meritazo).

¿Y qué me dicen de los cerditos y de la pose de Luis? Con el gesto de sex symbol que le dan las cejas levantadas, parece que está anunciando una colonia con la nariz del cerdito puesta...No me quiero imaginar el olor. Un narrador, tres cerditos y un lobo, José María Vázquez, con los que
los niños disfrutaron durante la representación y en los juegos que realizaron después de la misma, una versión del tradicional "pañuelito", en que las orejas del lobo (ya
"desorejado"...EN EL BUEN SENTIDO DE LA PALABRA) cumplieron la misión del desventurado pañuelito de nuestros juegos infantiles, con la misma suerte, pues las orejas de José María fueron arrastradas por el suelo (separadas del dueño, claro) y descuartizadas  por los niños en su afán de vencer al equipo contrario, de donde deducimos que los niños son a veces más peligrosos que los lobos..."Homo homini lupus", que se dice normalmente.

Otro trío de cerditos con el feroz lobo de la Junta de los Ríos (Arcos) actuaron en el nivel de 1º E.P. A partir de ahora me va a dar miedo volver a darle clase a Agustín, no vaya a ser que sople y me derribe. Creo que estuvo a punto de cambiar el final del cuento, y es que raro fue que no se derrumbara la casa de ladrillos con su huracanado soplido.


Por otra parte, los rizos de Lidia fueron de oro por un rato, pues protagonizó el cuento de Ricitos de
Oro y los tres Ositos, cuento que también se representó con éxito en uno de los 4º EP.

Del cuento de La liebre y la tortuga no tengo fotografías, pero me han dicho que estuvo también muy bien. Las niñas venían asombradas de la cantidad de animales que conocen los niños de 1º. ¡Bien por su profesora! Y a los de B también los vi correteando disfrazados e imagino que las representaciones tuvieron la misma calidad.

La experiencia me ha parecido positiva, espero que a mis compañeros de Primaria también. Estamos ideando ya más cosas para el cuenta cuentos del próximo curso.









jueves, 24 de abril de 2014

¡Felicidades a Marina!

Más vale tarde que nunca...Hoy ha sido el cumpleaños de Marina, nuestra guapísima alumna de 4ºA. He de reconocer que si no me lo dice hoy Ana, no me habría dado cuenta hasta que hubiera llegado a casa y hubiera visto al agenda, donde tengo todos los cumpleaños de los niños de mi tutoría apuntados, para que no se me olvide ni uno.

Así que, Marina, te deseo lo mejor, ya no sólo en este día que acaba, sino siempre.

¡Felices dieciséis!


Día del Siglo XIX 2014




Viajamos en el tiempo. Ayer fue la Edad Media y Siglos de Oro; hoy, nos remontamos más de cien años atrás, a la época en que fueron  escritas en el extranjero obras como  "Frankenstein o el moderno Prometeo", "Madame Bovary" , "Las aventuras de Sherlock Holmes" o "Las desventuras del joven Werther".

En ese mismo siglo destacaron en España autores como D. José Zorrilla, D. Ángel de Saavedra, D. José de Espronceda, D. Gustavo Adolfo Bécquer o Dª. Rosalía de Castro en una primera etapa, y otros como D. Benito Pérez Galdós, D. Leopoldo Alas Clarín, Dª Emilia Pardo Bazán, D. Juan Valera, entre otros.

En el departamento de Lengua y Literatura de Secundaria hacemos mucho hincapié en el eje cronológico, el cual nos ha servido para orientarnos y situar cada movimiento literario y a cada escritor en la Historia de la Literatura.

 En otros años los alumnos han estudiado la época medieval y después, el Renacimiento y el Barroco. Van avanzando en el estudio de la Literatura, a la vez que van acercándose al final de su etapa escolar. Comenzamos el curso leyendo poemas y fragmentos narrativos y teatrales: "Canto a Teresa", las "Rimas" de Béquer, Don Álvaro o la fuerza del sino", "Don Juan Tenorio". Hemos continuado el curso estudiando a D. Rubén Darío y los modernistas y leyendo obras suyas y de otros autores de principios de siglo y de la Edad de Plata. Lo siguiente será la literatura contemporánea.




Los niños han seleccionado obras para recitar o para representar. Antes de ello, hemos inaugurado el día del Siglo XIX con un precioso vals en el patio árabe, el cual data de esa fecha, luego estábamos muy bien ubicados. Los trajes de época que llevaban niñas y niños fueron dignos de mención.

Especialmente elogiado, y no inmerecidamente, fue el vestido de Águeda, que era un traje de novia de principios del siglo XX, aquella época estudiada por nosotros en
el segundo trimestre. Su madre lo compró hace tiempo a un anticuario...¿De quién sería el vestido?¿Cómo sería la dueña? ¿En qué condiciones lo usó, rodeada por qué contexto? No lo sabremos nunca. La Historia pasada sólo podemos percibirla ya mediante lo que está escrito o a través de determinadas formas de expresión. Nosotros expresamos así nuestro conocimiento de la Historia, recreando con estos vestidos, baile, decoración y obras literarias, lo que ya nunca podrá verse de nuevo. En ese sentido, nuestro día del Siglo XIX tiene un poquito de la esencia de aquellos tiempos y Águeda nos trajo mucha de ella con ese
vestido que  le  prestó y preparó su madre, a la cual agradezco su disposición y colaboración.

Otros atuendos fueron muy comentados también, por ejemplo, el de Blanca Mena, que llevaba un peinado que nos encandiló a todas, especialmente a la señorita Sara; Paula Meynet, de rosa fuerte, muy guapa, con un collar de perlas que parecía antiguo; Claudia, a la que había hecho el traje su madre, al igual que la madre de Ana María le hizo una falda completamente al uso de la época a su hija, la cual parecía salida de las páginas de una novela de Galdós; y Carmen Fernández, de un episodio de "El secreto de Puente Viejo", de una escena que rodara con Blanca María Valcárcel, también muy decimonónica (no "decimomónica", Jose Ruiz), con una falda de color granate. Ángela llevaba un gracioso cancán y las hermanas Pinilla iban con largas faldas que mostraban que se habían documentado bien sobre la época, Lydia con volantes y Sara con una sobrefalda recogida al estilo del XIX. Pilar nos recordaba, con ese traje de vampiresa, a la novela de Bram Stoker, también de la época, "Drácula".

Un grupo de niñas guapísimas llevaban trajes de color azulina con delantal y encajes blancos. Todas las niñas iban perfectas. Los caballeros llevaban bien chaquetas (el caso de Luis Alfonso, con su pajarita); bien chalecos aterciopelados rojos que concedieron alegría al baile; trajes de soldado ( Esteban, soldado napoleónico, del siglo XIX) e
incluso uno de ellos (David) se atrevió con una capa. Todos los disfraces estuvieron geniales, no hubo uno solo que no me gustara. Agradezco el esfuerzo a todos los que se disfrazaron, que fue la mayoría del alumnado.

A la inauguración del día del Siglo XIX, el vals en el patio árabe, asistieron alumnos de Primaria y de 3º ESO. Desde la primera planta del patio árabe observaron los movimientos de los niños, al compás de la música unos y algo descompasados los de otros, pues no todos tenemos el mismo oído o habilidad motora...Mejoraron de todas formas su psicomotricidad durante los ensayos, su orientación en el espacio y la coordinación de sus movimientos en este baile por parejas que se ejecutó elegantemente por parte de niños y de niñas, hombres y mujeres del siglo XIX.
Pasamos después al Salón de Actos, donde puse a trabajar a Blanca García como "azafata del teatro Villamarta", entregando la programación. Blanca García, a quien le queda ya muy poquito de tiempo en Irlanda, vino hoy al colegio vestida con su uniforme y nos ayudó desde primeras horas de la mañana a decorar las columnas del patio
con la hiedra que don Carlos Martínez consiguió por medios poco lícitos, aunque yo creo que siempre es de agradecer que un desconocido pode tu hiedra y no tengas que hacerlo tú . Muchas gracias, don Carlos, sólo usted puede hacer estas cosas, que seguro le recordaron a su infancia, pues así me imagino yo a don Carlos de pequeño, explotando petardos, presionando la aorta en el cuello para caer desmayado por diversión, haciendo bromas por teléfono y podando o tronchando plantas, quién lo diría, hoy es un" jardinero de gruta" estupendo. Todo eso forma parte de su "oscuro pasado", como él dice.

En la recitación de poemas y representación de obras dramáticas hubo de todo: personas que lo hicieron fenomenal, como, por ejemplo, Marta Menacho, Ana María Jiménez, Cristina Marchán y otros muchos que se notaba que habían estudiado bien el papel y lo hicieron a la perfección, cuidando la intensidad de la voz, la entonación, los gestos, etc., como Carolina Silva y Silvia Paloma, que dialogaron durante largo tiempo en verso.

Hubo también quienes se sabían perfectamente lo que iban a decir pero fueron traicionados por los nervios y es que no es fácil verse delante de tanto público y de un público tan crítico como son los compañeros de uno. Estas manifestaciones, estos poemas, estas representaciones, sirven para ir superando el miedo al ridículo, para aprender a hablar en público, además de para el fomento de la lectura, del interés por la lengua
y para obtener cultura general y otras muchas cuestiones. A Elena González le cuesta bastante hablar en público. No es la única, es lógico y muy común, pues no estamos acostumbrados a hacerlo. Sin embargo, ella se armó de valor, y subió al escenario para encontrarse allí sola frente a una masa de personas, una serie de pares de ojos fijos en ella y un silencio que había de llenar con su voz. La voz de uno escuchada por uno mismo en estas circunstancias, da pavor. Felicito a Elena por haber superado su miedo escénico, pues ya ha vencido para siempre esa barrera, ya sabe que puede hacerlo siempre que quiera y le agradezco su esfuerzo por haberlo hecho hoy.
 Algunos poemas seleccionados por los niños eran muy difíciles de recitar, así que me parece normal que los chicos se bloquearan, puesto que a la dificultad que
entrañaban hay que sumarle la tensión que surge inevitablemente en el escenario. A otros los nervios le impedían subir el volumen de la voz, lo cual es tan importante como la entonación o el ritmo. Si uno recita un poema muy rápido, es posible que el público no se entere y se prive de la delicia de disfrutar escuchando las palabras e imaginando los conceptos
que se expresan. Lo mismo ocurre si se habla en voz muy baja, que no llega el mensaje al público, pues expresión y contenido están ligados...Si no llega el envoltorio, la palabra, no llega el mensaje. Si recitamos o hablamos con monotonía, un solo tono siempre, sin diferenciar la exclamación de la interrogación, no estamos expresando alegría, tristeza, duda... Todo esto es fundamental, una de las claves del día de hoy.

Me habría gustado, por otra parte, que algunos hubieran tomado un poco más de interés en el aprendizaje de su papel.

La actividad de hoy está integrada en otra mayor diseñada por el departamento de Lengua y Literatura de Secundaria, llamada "Literatura a través del tiempo", que a su vez, se incluye en el plan de lectura de ESO.

Creo que ha merecido la pena, que ha sido algo provechoso y doy la enhorabuena y las gracias a todos los que se han esforzado por ayudarme a conseguirlo.

Ahora volvemos ya al siglo XXI...¡El fin de semana está próximo!




















En cuanto a este último archivo, subido en Box, el programa ha cambiado la caligrafía de aspecto anticuado de la página de la cubierta. La fuente es "Kunstler Script".