lunes, 5 de octubre de 2015

Más vale caer en gracia, que ser gracioso.

Este es el segundo refrán del curso.

Se refiere a que a veces cuenta más estar bien considerado que los propios méritos de uno. Hay personas que saben muchísimo, pero no saben comunicarlo y en estos casos a veces se prefiere a una persona que sin saber mucho, sepa hacer que su mensaje llegue correctamente donde ha de llegar. Este es un ejemplo de aplicación del refrán.

No hay comentarios: