miércoles, 21 de junio de 2017

Espectáculo de modas

                                             

El desfile de diseños que prepara la señorita Mariola con sus alumnos de Educación Plástica y Visual cada año es insuperable. A finales del tercer trimestre, los alumnos nos muestran a sus compañeros y profesores su trabajo, y lo hacen más que motivados, puesto que son los modelos de sus propios  diseños. 

No es nada fácil hacer que una bolsa de plástico quede elegante como vestido, o que unos papeles se conviertan en una vaporosa y maravillosa falda, o que se me antoje a mí una camiseta que no sea de Zara. Por eso felicito a todos los alumnos que han participado en el desfile por sus diseños novedosos, la belleza de éstos, su desparpajo desfilando, su esfuerzo durante el curso y el aprendizaje adquirido sobre materiales y patrones.

El espectáculo comenzó esta mañana con el trío de alumnos con vestimenta "casual", Jorge, Marta y Ana. Las camisetas son preciosas (estoy por pedirle a Ana la suya y añadir "Di" al principio). La de Jorge iba en consonancia con su temperamento artístico y las sobrecamisas de Ana y Marta me resultaron ideales.

Un José Luis con capa negra y gafas me sorprendió sobre el escenario. Se le sumaron Fernando, Alejandro y Juan Carlos, que se consideran los reyes del colegio, de ahí las leyendas "king" en las camisetas y en las capas, el período de años que llevan en Secundaria. Son todos unos reyes verdaderamente, unos superhéroes que han superado todos los obstáculos para concluir su etapa de ESO.

"Wild" fue la colección de Lucía y de Jaime, verdaderamente "salvaje". Hubo incluso rugidos, por no hablar del maquillaje de felino con el que, si no supiéramos lo lindo que son, nos intimidarían. El mundo de la moda es así. Fueron impresionantes las marcas en la camiseta de Jaime, que imitaban quemaduras.

Colorines en la alegre colección de Patricia y de Irene. Tiras de colores que me recordaban al arcoiris, al movimiento hippie (sobre todo en el caso de Patricia, pues combinaba el papel de seda con pantalón de campana y gafas de sol), desenfadados diseños que me traían a la mente el verano, que empezaba hoy, por cierto.

Bollywood estuvo presente en las levitas decoradas con rotulador, de Ignacio, Juan José y Carlos. Alguno de ellos me recordó a Karl Lagerfeld. Están hechos unos artistas.

Las "Helenas" aportaron el toque clásico: Marta, con un traje blanco fresquito y cómodo (si no fuera plástico, seria más veraniego aún); Eva, con traje idéntico al de Marta, pero de color celeste; Claudia, con un ornamento pectoral griego dorado de goma EVA y elegante traje largo blanco y Claudia, con falda celeste y cuerpo blanco. Todas con preciosos y favorecedores fajines dorados. La combinación de colores recordaba a la bandera de Grecia y también a los pueblos costeros e islas del país heleno.
Parecía que Belén y Álvaro iban a presentar la gala de los oscar. Ella, a lo Marilyn Monroe con vstido blanco de cuello  tipo "halter"; él, con fajín y pajarita de goma EVA dorados, y un cuerpecito de torero... De mi tutoría tenía que ser.

La colección "Mitsuki" ("Luz de Luna") fue brutal. Salieron con mucha fuerza a la pasarela Ángela, Fernando y Charlotte, en quien la mezcla alemana-japonesa resultaba de lo más curiosa.
La sala se vino arriba cuando, al son de la canción de Rosarillo "Queremos marcha", aparecieron en el escenario José y su hermano Ángel, Alba y Geraldyne. Trajeron la alegría del barrio de Santiago al salón de actos, con chalecos, tops y faldas de lunares y diseños rojos y negros. ¡Viva "Jeré"!

Los ganadores del premio al mejor diseño fueron los de la colección inspirada en el duende irlandés llamado Leprechaun, y es que estuvieron geniales. Los trajes eran coloridos y originales, pues consistían en faldas plisadas de alegres colores y chalecos con solapas de colores invertidos, con el detalle de un trébol en la espalda. Además, Juan lo combinó con unas medias de rayas que le daban un aspecto muy gracioso. La puesta en escena también fue genial, como estos niños, Juan, Víctor y Manuel. Nos faltó el pelirrojo, el otro Víctor, que no pudo asistir.
"Happy flower" es el nombre de la colección de Manuel, Sofía y Cristina. Las niñas parecían haditas y Manuel, un personaje sacado de los años 80, con sus zapatos con flores y su camiseta que invitaba a las buenas vibraciones.

La colección de Chloe, Ana, Marina y Blanca fue sencillamente ESPECTACULAR, elegantísima. Ésta última recibió el premio a la niña que mejor desfiló y José fue el que obtuvo este mismo premio en la categoría masculina. La colección, de fiesta, se basó en los colores negro y blanco, elegantes vestidos largos y con el estilazo y belleza  que tienen las niñas y los complementos dorados, podrían haber ido vestidas así el día de la despedida de 4º. Éxito total.

Dª Ana Belén Morillo, gerente en ABM Eventos y Comunicación, como cada año, vino a dar consejos a los niños sobre cómo lucirían mejor sus diseños y entregó los premios a los ganadores.

Felicito nuevamente a todos, alumnos y profesora (para la que José pidió un fuerte aplauso al auditorio). Pasamos un rato estupendo y me encantó la actividad, un año más.























































































































































































































































































































No hay comentarios: